miércoles, 2 de julio de 2008

Paycheck

Anoche volví a ver Paycheck en la tele y tengo que confesar que, por desgracia, me parece que está envejeciendo mal. Paycheck es una película que me encantó desde que la vi por primera vez por casualidad en el cine.
Para quien no la conozca, se trata de una versión muy libre de un relato de Philip K. Dick, que a mí me parece lo más parecido a una videoaventura tipo Monkey Island. El prota es un científico que tras una investigación pierde la memoria y ha renunciado a todo el dinero que ha ganado y a sus pertenencias. Sólo tiene un sobre con cosas inútiles, que le van sacando de problemas cada vez que los malos le van atacando. Creo que fue este fin de semana o el anterior cuando precisamente comparábamos la película y el juego: tienes x objetos y sabes que cada vez que tienes problemas tienes que utilizar alguno. Y sólo te salvan esos objetos, y al final del todo, tienes que utilizarlos todos.
¿Por qué digo que me parece que envejece mal? Lo primero, porque cada vez me parece que lo hace peor caradepalo Ben Affleck. En ciertas ocasiones, me acordaba de Blade Runner, y veía lo mucho que hace un buen actor para hacer grande una película así. Luego, después de una película muy divertida, el final deja mucho que desear en cuanto a guión.El revisionado me sirvió para fijarme en cosas curiosas, como la aparición como actor secundario del cilon loco que se quiere ligar a Starbag en la nueva Galáctica (oye, no me miréis así, que en la nueva Galáctica, Starbag es una chica). El amiguete de ellos es el prota de Entre Copas. Por cierto, vaya publicidad a los BMW que hacen en una escena. Por último, decir que a Doc no le molaría el final de Paycheck, ya sabéis, uno no se puede aprovechar de la ciencia en beneficio propio.

1 comentario:

La frontera entre China y Paris dijo...

No sabía que estaba basada en un relato de Dick. La verdad es que Dick es un filón para los directores. Una pena que la mayoría de adaptaciones no estén a la altura de los relatos y novelas
Saludos